IA generativa en todas partes

Actualidad 25 de octubre de 2023
Siri

A medida que se van comprobando las virtudes de los algoritmos generativos para cada vez más cosas, vamos viendo hasta qué punto las compañías se preocupan por no quedarse atrás, en lo que está suponiendo un vergel de desarrollos e integraciones en todas partes.

Parece ser que Apple, de la que no se habló en absoluto durante el boom que marcó la salida al mercado de algoritmos generativos como ChatGPT y otros, está planteando un gran plan para ser capaz de ofrecer algoritmos generativos incorporados a todos sus productos y servicios, desde para convertir a Siri en mínimamente inteligente hasta para hacer playlists en Apple Music, pasando por absolutamente cualquier cosa.

El plan, liderado por directivos de primerísima línea como John Giannandrea y Craig Federighi, pretende que no se hable simplemente de OpenAI y de la incorporación de prestaciones de algoritmia generativa a productos de compañías como Microsoft o Google, reconociendo que, en muchos sentidos, las prestaciones que son susceptibles de ofrecer podrían llegar a ser diferenciales para los usuarios. Así, la compañía lleva desde el pasado julio trabajando en el desarrollo de Ajax, conocido internamente como Apple GPT, que no es otra cosa más que su propio modelo masivo de lenguaje o LLM, con un coste anticipado de más de mil millones de dólares anuales, y que serviría como nueva versión mejorada de la ya vetusta y muy imperfecta Siri.

Dada la integración de Siri dentro de toda la línea de productos y servicios de la compañía, una nueva versión con capacidades generativas podría servir para proporcionar un fuerte empuje que evitase la impresión de compañía rezagada en este sentido. Pero además, Apple estaría pensando también en mejorar todas las prestaciones de autocompletado de textos en todos sus productos, e incluso de incorporar prestaciones generativas de desarrollo del tipo de las existentes en Microsoft’s GitHub Copilot a productos como Xcode, lo que facilitaría la vida a desarrolladores para que pudiesen mejorar su productividad a la hora de crear aplicaciones en este entorno.

Igualmente, veríamos la incorporación de prestaciones generativas a otros productos y servicios: desde listas en Apple Music – algo que Spotify ya ofrece desde principios de este año – hasta generadores de texto, de fórmulas o de presentaciones en programas como Pages, Numbers o Keynote, al estilo de lo que Microsoft y Google ofrecen en sus suites de productividad.

Una discusión interesante es hasta qué punto debería la compañía tratar de dar soluciones desde los propios dispositivos, lo que ayudaría a proporcionar respuestas más rápidas y a salvaguardar las promesas de privacidad que la compañía da a sus usuarios, o recurrir a la nube, lo que posibilitaría prestaciones más sofisticadas y menos limitadas por la potencia de esos dispositivos, lo que tal vez la llevaría a plantear el enfoque mixto generalmente adoptado por otros competidores. Pero de una manera u otra, la compañía tiene claro que se trata de un tema en el que bajo ningún concepto puede quedarse atrás, y que además, tiene márgenes muy superiores a sus competidores que le permitirían costear los mayores costes operativos derivados del uso de este tipo de algoritmos.

Seguro que veremos anuncios concretos pronto.

Nota:https://www.enriquedans.com/

Te puede interesar