Un nuevo tratamiento mostró resultados alentadores contra el cáncer de médula ósea

Actualidad 23 de diciembre de 2022
16515B6C-D1C7-4712-8513-5060D05696D5

La tarea de los científicos tras los posibles tratamientos frente al cáncer en sus diferentes formas es una constante entre las investigaciones que se publican a diario. Ahora, un nuevo estudio realizado por especialistas del Tisch Cancer Institute de la Icahn School of Medicine en Mount Sinai descubrió que un novedoso tratamiento induce al sistema inmunitario a erradicar las células cancerosas de la médula ósea. Esta terapéutica fue eficaz en hasta el 73% de los pacientes, según se desprende de dos estudios clínicos realizados a nivel global.
El tratamiento, que se conoce como anticuerpo biespecífico, se une tanto a las células T como a las de mieloma múltiple. Tras esto, instruye a estás células, que son glóbulos blancos que el cuerpo utiliza para combatir enfermedades, para que destruyan las células de mieloma múltiple. Según declaran los investigadores, esta táctica implica “llevar tus tropas directamente al oponente”.
El éxito de la inmunoterapia comercial, llamada talquetamab, se observó incluso en pacientes cuyo cáncer era resistente a las otras terapias aprobadas para el mieloma múltiple. Según explicaron, utiliza un objetivo diferente a las terapéuticas avaladas: un receptor expresado en la superficie de las células cancerosas, conocido como GPRC5D.

El talquetamab se probó en ensayos de fase 1 y 2. En el primero de los estudios, que se informó en The New England Journal of Medicine (NEJM), se estableció como recomendación las dos dosis, en la siguiente etapa se probaron. Los resultados del ensayo de fase 2 se informaron en la reunión anual de la Sociedad Estadounidense de Hematología.

Un paso más allá
”Casi tres cuartas partes de estos pacientes buscan una nueva oportunidad de vida. Talquetamab indujo una respuesta sustancial entre los pacientes con mieloma múltiple refractario, en recaída o muy pretratado, el segundo cáncer de la sangre más común. Es el primer agente biespecífico dirigido a la proteína GPRC5d en pacientes con mieloma múltiple”, explicó Ajai Chari, Director de Investigación Clínica en el Programa de Mieloma Múltiple en el Instituto del Cáncer Tisch y autor principal de ambos estudios.
Los pacientes cuya enfermedad se vuelve resistente a todas las terapias aprobadas para el mieloma múltiple, o tienen un mal pronóstico, necesitan tratamientos adicionales con urgencia. Este estudio, si bien es un ensayo de fase inicialdiseñado para detectar la tolerabilidad y encontrar una dosis segura, es un paso importante para satisfacer esa necesidad, indicaron los expertos.

El ensayo clínico de Fase 1 inscribió a 232 pacientes en varios centros oncológicos de todo el mundo entre enero de 2018 y noviembre de 2021. Los participantes recibieron una variedad de dosis de la terapia por vía intravenosa o inyectada debajo de la piel; siendo que los estudios futuros se centrarán en este último método de administración, ya sea semanalmente o cada dos semanas.

Los hallazgos de eficacia y seguridad en el estudio de fase 1 fueron validados en el ensayo de fase 2, presentado en ASH. Para este segundo trabajo se incluyó a 143 pacientes, los cuales recibieron una dosis semanal, y a 145 voluntarios, que fueron tratados con una dosis quincenal más alta.

”La tasa de respuesta general en estos dos grupos fue de alrededor del 73%; y se mantuvo en varios subgrupos examinados, con la excepción de pacientes con una forma rara de mieloma múltiple que también se extiende a órganos y tejidos blandos”, afirmó Chari.
Más del 30% de los pacientes en ambos grupos tuvieron una respuesta completa (sin detección de marcadores específicos de mieloma) o mejor. En tanto, casi el 60% tuvo una “respuesta parcial muy buena” o mejor (lo que indica que el cáncer se redujo sustancialmente, pero no necesariamente a cero).

El tiempo hasta una respuesta medible fue de aproximadamente 1,2 meses en ambos grupos de dosificación y la mediana de duración de la respuesta hasta la fecha es de 9,3 meses con dosificación semanal. Los investigadores continúan recopilando datos para conocer por cuánto tiempo se extiende la respuesta en el grupo que recibió 0,8 mg/kg cada dos semanas y para los que en ambos grupos de dosificación tuvieron una respuesta completa o mejor.

Alrededor de las tres cuartas partes de los pacientes experimentaron el síndrome de liberación de citoquinas, que es una constelación de síntomas que incluyen fiebre que es común con las inmunoterapias. Alrededor del 60% experimentó efectos secundarios relacionados con la piel, como sarpullido, aproximadamente la mitad informó cambios en el gusto y trastornos en las uñas.

Los investigadores dijeron que muy pocos pacientes (5 a 6%) interrumpieron el tratamiento con talquetamab debido a los efectos secundarios. La tasa de respuesta observada en el estudio es más alta que la de la mayoría de las terapias actualmente disponibles, señaló el equipo liderado por Chari.

Al tiempo que indicaron que “talquetamab podría ofrecer una opción viable para los pacientes cuyo mieloma ha dejado de responder a la mayoría de las terapias disponibles, ofreciendo la oportunidad de prolongar la vida y beneficiarse de otras terapias nuevas y futuras a medida que se desarrollen”.

De la investigación también participaron: Monique C. Minnema, Jesus G. Berdeja, Albert Oriol, Niels W.C.J. van de Donk, Paula Rodríguez-Otero, Elham Askari, María-Victoria Mateos, Luciano J. Costa, Jo Caers, Raluca Verona, Suzette Girgis, Shiyi Yang, Rachel B. Goldsmith, Xiang Yao, Kodandaram Pillarisetti, Brandi W. Hilder, Jeffery Russell, Jenna D. Goldberg y Amrita Krishnan.

Nota: infobae.com

Te puede interesar